Verdades Para Sanar.

Bivecky Pardo, Coach Espiritual.

Hola mis amigos de luz.


Pensando en cómo transmitir el mensaje del mes, dialogando con los arcángeles, llegamos a la verdad que lo más importante en estos tiempos difíciles donde ronda el materialismo y las tragedias contra varios seres humanos, es comprender los procesos que vivimos y los procesos de los demás.


Los conflictos que existen actualmente se dividen en diferentes niveles de intensidad o de dolor. Para cada proceso siempre la humanidad ha tratado de justificarlos pensando en el bienestar propio olvidando lo que necesita el otro.


Recordemos que al iniciar un proceso de perdón, estamos haciendo un avance espiritual y estamos viviendo más en el Dharma.

Un viaje al centro del alma

Todos los seres humanos tienen procesos por sanar y estos procesos

pueden reflejarse en la humanidad entre ligeros y complejos .


La manera como resolvamos el conflicto es la manera cómo dirigimos nuestras conductas a la Inteligencia Divina.


Si una persona, para darle solución a un conflicto grave ejerce actos ofensivos a la Inteligencia Divina, su alma se encontrará comprometida a correr peligros, a perderse, su vida será más compleja y tormentosa ya que no verá las bendiciones que llegan a su vida.


Por eso, sé que siempre hay alguien maravilloso que se perdió ofendiendo a Dios, al universo y la humanidad sin ver que hay una verdadera reconciliación de purificación para y así dirigir su vida, su alma hacia la Divinidad.




Los caminos que no vemos.


Hay caminos espirituales que aportan al alma que ha cometido una falta, nuevas ondas energéticas hacia el universo, la humanidad y el alma.

Estas ondas dirigen toda la atención del espíritu hacia la verdadera vida. Una vida con la conciencia de vivir en plenitud.


Por favor lee estas instrucciones con dedicación para que puedas hacer un cambio interior que hará que tu vida mejore, sane y cada acto de aquí en adelante tenga un objetivo, un propósito.


Piensa en todas las personas conocidas o no conocidas que durante el último día, la última semana, mes u año han hecho que tu experimentes un sentimiento de rabia, ira, confusión, amargura, dolor, incomprensión, abandono, tristeza, decepción, engaño, envidia.


Ahora por favor mira cuántas personas aparecen en este listado, no te culpes solo reflexiona sobre ello.


Piensa que tanto poder has entregado a estas personas, que te han hecho sentir que al pensar en una situación que los comprometa recuerdas toda sensación de molestia.


Ahora bien, cierra tus ojos y diles que los perdonas.

¿Qué sientes al perdonar?

¿Te sientes más tranquilo?

Ahora piensa en perdonarte.

Perdonate de sentir todo lo que sentiste.

Piensa en lo siguiente, ya el pasado es pasado y tu no tienes el control sobre eso. ¿Si no lo tienes porque te obligas a pensar en esa situación una y otra vez?


Miles de las cosas que suceden en este mundo, suceden por que nadie libera la sensación de molestia y centra su atención en la ira y otros sentimientos agotadores.


Cuando presencies una acto desagradable o tu mismo actúes de una manera que te sorprende; no centres tu atención en el mal, al contrario piensa que enseñanza recibes y alejate de tener sentimientos bajos que lo único que harán es encadenarte y no podrás avanzar.